SANTOS DE LA IGLESIA

Los Santos de nuestra iglesia no son criaturas sobrenaturales sino personas que sufren como nosotros. La santidad es una invitación abierta de la cabeza de la Iglesia, de Jesucristo, dirigida a cada persona de todos los tiempos a participar en su Cruz, que es la garantía de éxito de la resurrección personal.

Los Santos tomaron la decisión valiente de ser crucificados junto con Cristo (a través de lo martirio del sangre o de la conciencia) destrozando el «hombre viejo» por medio del arrepentimiento. Su humildad que proviene por imitación de Cristo, atrajo la Gracia de Dios que residió en ellos y los hizo portadores de Dios. Esta unión absoluta con Dios es «la psicología de la santidad», como señala el Bendito Justin Popovic: «En cada Santo el Señor es todo, y es todo en su alma, su conciencia, su corazón y su trabajo».

Tenemos que seguirlos con fidelidad, celo, mucho amor y disposición humilde para aprender, porque «sin amor para los Santos, la ortodoxia de alguien es mutilada y el sentido de la orientación cerrado- porque hay que seguir los ejemplos (Padre Serafín Rose)».


Los Apóstoles son el estrecho círculo de los doce y el más amplio de los setenta discípulos de Cristo, ... (12/7/2011)
Los Santos Mártires son los que firmaron el testimonio de la fe y su amor por Cristo con su propia sangre... (12/7/2011)
13 de Noviembre ... (5/2/2012)


Print-icon 

Login-iconLogin
active³ 5.3 · IPS κατασκευή E-shop · Disclaimer